“Muy linda bodega!”

Llegamos a la bodega en un recorrido en bicicletas, el tour por las instalaciones es muy informativo y está bien dado. El lugar es muy lindo, acogedor y está rodeado por un entorno natural hermoso. La cata de vinos está bien, aunque no tan descriptiva como en otras bodegas a las que fuimos después (yo supongo que eso se debió a que se juntaron dos grupos grandes en la zona de degustación y no fue muy ordenado). Por todo lo demás, recomiendo para visitar el lugar.

Vistalba